Archivo de la categoría: Excursiones

Excursión al CAN (Centre d’Apropament a la Natura)

Con el trabajo que tiene mi Rubio la verdad es que vernos, lo que se dice vernos, no nos vemos mucho. El sale por la puerta de casa los domingos por la noche y vuelve los viernes por la tarde. Podríamos decir que de lunes a viernes soy madre soltera con marido online que exprime la tarifa plana de su móvl cuando la cobertura lo permite. Los fines de semana volvemos a ser la familia al completo, con mi Rubio como gran protagonista 😍. Así que para los fines de semana hay que buscar cosas especiales, cosas que compensen esos días de ausencia. Algo que han heredado mis Bombones de su padre es el amor por los animales y la pasión por los réptiles esa es la parte que no compartimos, aunque a todo se acostumbra una, así que cuando vi las visitas guiadas que hacen en el Centre d’Apropament a la Natura (Navàs, Barcelona) supe que sí o sí teníamos que ir a esa excursión a la granja. Sigue leyendo

Expoterraria: Un domingo viendo animalitos

Hoy domingo había una cita a la que no podíamos faltar, una de esas citas a las que siempre, SIEMPRE, SIEMPRE acudimos, esa cita es la Feria de Expoterraria, una feria que se celebra 4 veces al año, 2 veces en Barcelona y dos veces en Madrid, aunque creo que alguna vez la han hecho en Sevilla.
Es una feria de animales exóticos y cualquier cosa relacionada con ellos, especializada sobretodo en reptiles y anfibios, también pueden verse, peces, invertebrados y pequeños mamíferos.
Como ya os conté (AQUÍ) Bombón tiene un minizoo y le encantan los animales, además ha heredado de su padre la pasión por los reptiles (¡qué bien!… yo ya me he hecho a la idea, venía en el pack “feliz para siempre jamás con mi Rubio”) así que cada vez que vamos, que son todas Sigue leyendo

Fotofinde: Mañana Prehistórica

Este finde han habido muchas cosas dignas de ser recordadas, pero como sólo puedo poner una foto, me he decidido por la de Expodinosaurio, fuimos ayer domingo y Bombón FLI-PÓ así tal cual en mayúscula negrita y subrayado y es que como ya os conté (aquí) Bombón tiene un particular zoo en casa y le encantan todos (y cuando digo todos me refiero a absolutamente todos) los animales, supongo que será a base de haberlos visto por casa durante toda su vida, tenemos perra, tortuga, peces, ratones, grillos, serpientes, pogona… así que lo de los dinosaurios sabíamos que le encantarían, además era una gran pista el hecho de que una de sus series favoritas sea “Dinotren” Sigue leyendo

Un día de carreras

Ay ay ay ay!!! Me tenéis que perdonar por que tengo este humilde blog abandonado, pero es que he estado súper liada perfilando los últimos detalles de la boda, hasta el punto de saltarme el #fotofinde (I can’t belive my eyes… pero así ha sido). En fin… no todo ha sido (pre)boda esta semana, ha habido momentos geniales de la mano de mi Bombón y mi Rubio.
Un día genial fue el sábado, fuimos a una carrera de dirt track en Agramunt (Lleida). Es bastante entretenido, son carreras de moto (como no) en un óvalo, súper rápidas.
El evento empezaba a las 8 de latarde, a una horita larga de casa, así que nos llevamos la cena. Ya para empezar nos encontramos con una puesta de sol increíble que no puedo dejar de enseñaros (sin filtros)

Llegamos allí y había un ambientazo que pa’que de niños a abuelos, camiones y furgonetas, las motos, algo genial.
Bombón estaba flipando total y absolutamente, los niños empiezan a llevar moto sobre los 3 años y a competir a partir de los 5 y claro ella que ve esas motos de su “tamaño” no hacia más que pedirnos que quería una.
Fuimos a saludar a un amigo, corredor profesional, campeón de Cataluña y campeón de España de motocross, vecino de mi Rubio desde muy pequeño, es que mi Rubio y el mundo del motor son uno casi casi desde antes de empezar a caminar.
En los eventos de dirt track hay muchas carreras, en este caso había dos categorias infantiles, una regional y la open, para la open había 6 rondas clasificatorias y la gran final, y para las otras 3 clasificatorias y la gran final, cada carrera puede durar entre 3 y 7 minutos, son entre 6 y 12 vueltas.
Había en total 60 corredores apuntados.

Paete del óvalo y de los corredores al fondo

Pues allí estábamos preparados para darlo todo y Bombón la primera y vaya si lo dió.
Cantaba todas las salidas “Preparadooooosss liiiiissstooooos yaaaa” seguido de un “vamoooosss chicoooos!!!! A tooopeeeee!!! Dale gaaaaaaasss” cual hooligan en un partido de fútbol moviendo sus brazos a lo loco y gritando como una posesa.
Ella es malilla para comer así que mientras hacian las rondas de regional y pasaban las máquinas para aplanar el suelo de arcilla, por los baches, nos fuimos al coche a por la cena. Ella lloriqueaba “a casa no mamá!  A ver as motos porfi” yo le dije que cuando cenásemos volveríamos, le puse su plato, su muslo de pollo me giré a coger las tijeras para cortarle la carne y me la encontré así

Ni cortar ni nada que se pierde tiempo. A bocados se lo comió, más bien engulló el pollo, le di su petitsuis de postre y no me dió tiempo a darle la cuchara que se lo estaba comiendo con el mango del tenedor que no había usado para el pollo ayyyyy no me pudiera poner un circuitillo enfrente de la ventana del comedor!!! Cuántas alegrías me proporcionaría a las horas de comer… en fin… Tal fue su rapidez en comer que acabó antes que nosotros por primera vez en su vida. Así que esta vez le tocó esperar a ella refunfuñando hasta que acabamos nosotros y le volvió la alegría

Dedito arriba que vuelvo a las carreras

Nuestro amigo en la primera clasificatoria (previa a la cena) había quedado cuarto, tuvo mala suerte en la salida. Fuimos a darle ánimo con la barriga llena y ahí llegó el momento estelar/profundo/trascendental de mi Bombón, le miró directamente a los ojos y le dijo “a tope” con un gesto enérgico con sus brazos, correspondido por él con otro gesto enérgico y otro “a tope”.
En la siguiente ronda segundo, en las dos siguientes primero (son siete rondas, cuatro clasificatorias, dos de repesca y después la gran final)
Cada vez que corría más se exaltaba mi Bombón “a topeeeee asuuuul (el color del traje que llevaba nuestro amigo)… daleeee gaaaaassss”
La última ronda clasificatoria le pilló con la tetita y cuando vió el gesto de victoria de su padre me miró y me dijo “ya ta? Ha ganao?” Con cara de decepción por habérselo perdido.
Al final nuestro amigo ganó y al decírselo ella empezó a cantar “campeoooooon campeooooon campeooooon” más contenta que todo. Nos quedamos hasta la entrega de los premios y nos subimos al coche rumbo a casa a las 3.15 de la madrugada por lo que llegamos sobre las 4.30. Lógicamente ella se quedó dormida tal como la pusimos en la sillita del coche.
Al día siguiente volvió a su faceta de madre, cogió a uno de sus “múltiples hijos” para darle la tetita con un arte qur no se pué’ aguantar

Y es que para una madre lo primero son sus hijos. Pero ya por la tarde le pidió al padre su moto, esa moto que él le compró en el momento en el que supo que que estábamos embarazados, esa moto que estaba en el garage esperando a que ella fuese lo suficientemente grande como para domarla, ese día que mal que me pese ya está a punto de llegar, una moto que quiere pintar de color “asul” como la de nuestro amigo, por que el color asul gana

Y ya os podéis imaginar a mi Rubio, está que no le cabe el orgullo en el cuerpo… temblad moteros del mundo que está naciendo una campeona.
Ayyyyyy que de preocupaciones me van a dar este par de amores míos.

Escapada a Tossa en familia

Tengo tantas entradas pendientes que voy a intentar ponerme al día, hoy os cuento las mini-vacaciones en Tossa de Mar, un lugar precioso y muy importante para mí (otra entrada pendiente).

Esta fue una escapada familiar, mis suegros, mis cuñados y sobrino y nosostros. Mi suegro, generoso donde los haya pagó todo, cogimos dos apartamentos en un “resort” uno para los abuelos y otro para los “jóvenes”.
La verdad es que allí se estaba de lujo, playa y montaña, piscinas al aire libre, cubiertas, pistas de tenis, minigolf y no sé que más. En la piscina infantil había un mono gigante y una tortuga, de los cuales mi hija se enamoró, si por ella hubiera sido hubiesemos estado allí todo el día todos loa días.

Aprovechamos para ver ciudades próximas como Lloret de Mar y Sant Feliu de Guixols. Tuvimos suerte ya que nos hizo un tiempo estupendo.
Desayunábamos en el apartamento y ya np volvíamos hasta la cena.

Y mientras pasábamos por la playa Bombón preguntaba si el mono se había despertado ya para poser ir a la piscina. Lo bueno de ir a sitios así cuando todavía no es temporada alta es que a determinadas horas lugares como la piscina cubierta era sólo para nosotros

En Sant Feliu de Guixols tuvimos además la suerte que había feria y los peques disfrutaron de lo lindo, sobretodo en un autobús donde ellos pintaban y les regalaron pastelinas

La verdad es que lo pasamos súper bien, lo mejor fue disfrutar de unos días en familia tosos juntos, esos momentos no hay dinero que los pague y esos recuerdos estarán siempre con nosotros.
Ver como les fascinó la playa a los peques que no la revordaban también due increíble.

 Cabe destacar también que la última noche fue la final de la Champions, mi suegro es del Madrid y yo del Barça, salía ya de su apartamento más alta que ancha ganando el Atlético de Madrid y pasando el umbral de la puerta marcó el Madrid el gol del empate. Vaya saltos pegaba mi suegro jejeje y bueno ya sabemos todos como acabó el partido. Al día siguiente, ya el último que estábamos allí para desquitarnos/celebrarlo fuimos a la playa nuevamente.

Antes de ir a entregar las llaves a recepción para marcharnos tuvimos que ir a despirnos del mono y la tortuga. Mi hija les lanzaba besos desde la lejanía diciéndoles “Adiós mono!!!! Me voy a mi casa!!! Te tieyo mono!!! Adiós toytuga!! Te tieyo!!” La verdad es que estuvo genial… más allá de genial. Lo pasamos estupendamente y disfrutamos de unos días en familia que al fin y al cabo es lo más importante.

Fotofinde: Vacaciones en familia

Esta semana hemos estado de vacaciones en familia en Tossa de Mar (Girona), un lugar precioso, con playa y montaña. Hemos disfrutado muchísimo y me ha costado mucho decidirme por una única fotografía, así que en breve haré otra entrada explayándome largo y tendido sobre nuestra semanita de vacaciones, es que si empiezo a contaros me van a dar ganas de poner más fotos y no se puede! Jajaja así que os dejo esta, de la playita con mi Bombón.
Por cierto, he tenido todas las vacaciones a mi Rubio diciendo “esta para el blog… esta para #Fotofinde… poneos de espalda para una foto para el blog” jajaja en fin que lo hemos pasado Sigue leyendo