P4 Ha pasado muy rápido

Parece que fue ayer cuando Bombón empezó P4 (2º de infantil) y hace cinco días ya que ha acabado el curso. La verdad es que P4 ha pasado muy rápido, como todo cuando se trata de mis Bombones. Cuando tienes hijos el tiempo es muy variable, en mi caso, las semanas son eternas de lunes a viernes, que es cuando trabajo, sin embargo los fines de semana son un suspiro. A todo esto hay que sumarle que mi Rubio trabaja fuera, sale de casa los domingos por la noche y no vuelve hasta los viernes por la noche, así que en casa muchas veces vamos “acelerados”.

Recuerdo como si fuera ayer el primer día de colegio de Bombón y no me refiero a este curso, me refiero al curso pasado, el primer día que “pisó” el cole. Ella, que no había ido nunca a la guardería, nos lo puso muy fácil desde el principio y tuvo muy buena adaptación al colegio. Como os digo lo recuerdo como si hubiera sido ayer y de eso han pasado ya dos años.

Este curso además se ha quedado a comedor, cosa que el año pasado no. Ha repetido gimnasia rítmica como extraescolar, le encanta, lo pasa genial. Ha crecido día a día sin que yo me dé ni cuenta, hasta que he comparado las fotos del primer y el último día de colegio. Ha sido verlas una al lado de la otra y pensar ¿dónde está mi peque? ¿dónde está aquella bebé tiernita? Bombón se me hace mayor aunque yo no quiera, aunque yo no lo vea, yo la miro y la sigo viendo tan pequeñita como siempre. Sí, P4 ha pasado muy rápido y de eso no te das cuenta hasta que llega ese momento en el que ella te dice “Mamá yo tengo muchos días de vacasiones y tú eres una pringui que tienes que trabajar” con esa risa de malilla, aunque luego se arrepiente y me dice “Es bromilla, dile a tu profe del trabajo que tienes que haser vacasiones que se ha acabado el cole

¿Cuándo ha crecido tanto?

Ella siempre ha sido muy “listilla”, con su piquito de oro, sus caritas de perrito pachón para convencerte, sus besos y abrazos sinceros a la par que chantajistas. Yo siempre le digo que “yo sólo te traje al mundo, la vida me la das tú a mí cada día” y es una de las verdades más grandes de mi vida. Cada día aprendo algo nuevo de ella. Por supuesto que en ocasiones me saca de mis casillas, como cualquier niño, pero tiene el don de cuando estoy en el “punto álgido del cabreo” soltar cualquier payasada de las suyas y hacerme reír, en ese punto pierdo toda la “autoridad” ella lo sabe y lo explota, se aprovecha y yo me dejo encantada. Otro momento en el que veo que ha crecido es cuando veo como trata a su hermano, como lo cuida, como lo quiere, como lo protege, se pelean de vez en cuando pero ella siempre da su brazo a torcer, porque cuidar de Minibombón es su “trabajo de hermana mayor”.

P4 ha pasado muy rápido, en P4 entró una niña que escribía su nombre y cuatro palabras más y ahora sale una mini secretaria que me escribe las listas de la compra. En el cole no les han enseñado los “nombres” de las letras, las han aprendido fonéticamente, cuando le digo que vamos a ir a comprar ella me hace la lista, le voy diciendo lo que hace falta y ella va escribiendo a la par que pronuncia. Pero si hay algo con lo que muero de amor son sus cartas de amor en las que simplemente pone “Mama teamo corason mi mas guapa“. Ahora tenemos todo el verano por delante, para que lo disfrute a lo loco yendo a dormir más tarde, escapándose al campo con su padre que ahora tiene también tiene vacaciones, jugando, descubriendo, invetando. Ahora tenemos todo el verano por delante para que olvide que P4 ha pasado muy rápido y nos preparemos para P5, el último curso de infantil.

Ayyyyy mi Bombón, no crezcas tan rápido, que pese a estar siempre a tu lado siento que se me escapan cosas, que me pierdo momentos especiales, esos momentos aparentemente insignificantes pero que son los que se transforman en recuerdos imborrables. Creo que nunca llegaré a saber lo mucho que te quiero, lo que sí sé es que no hay día que no hagas realidad aquello de “más que ayer pero menos que mañana”.

P4 ha pasado muy rápido, porque la vida pasa rápido cuando eres feliz. Gracias Bombón por hacer que las manillas del reloj de mi vida vayan aceleradas. Te quiero.

Con la ilusión que me hace no puedes irte sin dejarme un comentario :)