Domingo de recuerdos: La primera minidiva

El día 30 de octubre fue el cumpleaños de mi hermana. Es 4 años más pequeña que yo y aunque ya tiene un hija y esta esperando el/la segund@ yo la sigo viendo pequeñita, siempre será mi “Fresita”, otro día os contaré el por qué.
De pequeñas ella era muy artista (y muy diva, podríamos decir que es la primera minidiva), para uno de sus cumples le regalaron un cd portátil/discman ¡era lo más de lo más! En el momento aquello no era un regalo era El regalo. Venía acompañado del cd de “Hanson” titulado “Middle of nowhere”. Cuando mis padres por el motivo que fuese no estaban en casa, a ella le gustaba jugar a hacer el playback de las canciones que nos gustaban, en aquel momento yo tenía 15 años, ella 11 y el enano 4 (cuatro años después nació el benjamín). Y allí estaba yo, videocámara en mano, al lado de la minicadena, poniendo aquel bendito cd de Hanson a todo volumen y ella haciendo su playback más feliz que una perdiz, tanto que al acabar la canción dijo “¿hacemos todo el cd?” Y yo cómo me iba a negar (tampoco tenía nada mejor que hacer) y allí canta que te canta y yo graba que te graba y mi hermano aburrido salta que te salta de sofá en sofá, al ver que no conseguía captar nuestra atención,  nosotras éramos artistas muy profesionales, su inteligencia innata le llevó a coger el más valioso tesoro de mi hermana en aquel momento, su discman, ayyyyyy la cara que se le puso, eso sí, ella muy digna acabó la canción con cierta cara de terror por si su tesoro sufría algún mal a manos del pequeño saboteador, de fondo se oía “Annaaaaaa mira lo que tengooooo… Annaaaaaa mira lo que tengooooo” la cara de ella pasaba de miedo a rabia por segundos, ella seguía cantando, por tanto yo no paraba de grabar, ya sabéis, la artista manda. Llegaron las últimas notas, se mascaba la tragedia, sonó la última nota y ella se lanzó en un perfecto placaje cual jugador de rugby profesional sobre él al grito de “eso no se tocaaaaa” y él no corría… volaba huyendo de ella. Obviamente yo lo grabé todo, si cierro los ojos todavía puedo ver la escena y partirme de risa yo sola. Tras el pequeño “rifirrafe” medio despeinada pero muy digna, se acercó a mí y me dijo con una sonrisa “¿seguimos?”… y es que con el arte se nace no se hace.
Y mi pequeña diva tiene hoy 28 años ya, Cómo pasa el tiempo y hay recuerdos que se quedan grabados, intactos, es algo maravilloso el poder revivir esos momentos con una de las personas más importantes de mi vida.
Aquí os dejo una de las primeras canciones de la banda sonora de su vida

hermanas

Te quiero por y para siempre. Eres una de las mejores partes de mi vida. Tú me haces ser mejor persona.

Feliz día!

10 pensamientos en “Domingo de recuerdos: La primera minidiva

    1. Yo Tampoco sabía Autor

      Cuando les tienes lejos es…. uffff… yo ahora "sólo" la tengo a 45 minutos en coche, pero gan habido épocas q nos separaban más dr 800km y…. no querría q pasase otra vez. Feliz día! Muack!

      Responder

Con la ilusión que me hace no puedes irte sin dejarme un comentario :)